Microrrelatos de Plácido Romero

jueves, 10 de agosto de 2017

¿Para qué demonios la quería?

–La bolsa o la vida –me dijo aquel tipo malencarado.

Y, aunque sin ella mi vida es bastante molesta y penosa, le entregué la bolsa de drenaje de orina.